viernes, 18 de diciembre de 2009

INFORME: MEJOR... EL RUIDO.

El Gobierno cambia la ley para asegurar la actividad de los aeropuertos. Los afectados denuncian que se prima la economía sobre el bienestar. Los vecinos pagan ahora el mal planeamiento urbanístico en los alrededores de Barajas.
LUIS DONCEL 15/12/2009


"¿Qué te parecería si el chalé que compraste hace 20 años pierde el 30% de su valor de la noche a la mañana? ¿Y si además te machacan porque no te dejan vivir tranquilo ni a ti ni a tu familia?". Quien formula la pregunta es Pepe Villar. Conoce la respuesta de primera mano, porque eso es lo que le ha sucedido en su casa de La Granjilla, una urbanización cercana a San Sebastián de los Reyes (Madrid). "Los aviones transoceánicos te despiertan a las siete de la mañana y ya siguen todo el día. En verano, cuando estamos en el jardín, es insoportable. Tenemos que hablar a gritos", continúa.

La pesadilla cotidiana que vive Villar asusta. Pero los datos que exhiben desde el otro lado de la batalla apabullan. Un informe de AENA cuantificaba en 1.125 millones de euros las pérdidas que acarrearía el cumplimiento de una sentencia que consagraba el "derecho fundamental a la intimidad domiciliaria" de unos vecinos que todos los días soportan el estruendo de los aviones. Y, lo que parece aún más importante en tiempos de paro masivo, unos 47.000 puestos de trabajo que desaparecerían en aras del derecho al descanso. Además, la sentencia hacía peligrar las cuantiosas inversiones de British Airways en Iberia.
Se trata de cálculos elaborados por una de las partes en el conflicto, cuya credibilidad ponen en duda los que se tragan los ruidos. Son pegas comprensibles. Lo difícil de negar es que AENA eligió bien el momento para publicar este informe. Tan sólo dos días después de que el estudio saliera a la luz, el Consejo de Ministros anunció un cambio de ley que los afectados recibieron como un jarro de agua fría.
La norma que presentó el Ministerio de Fomento el 4 de diciembre pretende, en palabras de la vicepresidenta María Teresa Fernández de la Vega, "proteger a los ciudadanos que viven en poblaciones afectadas por el ruido de los aviones y salvaguardar los intereses de los usuarios de servicios aeroportuarios".
Pero más allá de las amables palabras de los políticos, la reforma sirve para vaciar de contenido las dos sentencias que en los dos últimos años habían dado esperanzas a los damnificados por el zumbido continuo sobre sus cabezas. El Tribunal Supremo reconoció el año pasado el derecho a la intimidad domiciliaria a los habitantes de la urbanización de Ciudad de Santo Domingo, en Algete. Y ordenó reducir a la mitad los vuelos en configuración sur, es decir, aquellos que aterrizan en la Terminal 4 (T-4) de Barajas desde el norte con viento sur. Esto suponía que el aeródromo más importante de España disminuyera su actividad en un 20%. Un año más tarde, el Tribunal Superior de Justicia de Madrid apuntó en la misma dirección y emplazó al gestor público de los aeródromos a reducir las operaciones "con carácter inmediato".
El PSOE pretendió evitar una cascada de sentencias similares con una enmienda en el Senado a la ley ómnibus que establecía la "obligación" de soportar el ruido. Los grupos políticos estaban de acuerdo en que, si había que elegir entre dos males, optaban por el menor. "Cualquier día un tribunal iba a paralizar un aeropuerto vital para el país", se justificó entonces el senador socialista Antonio Hurtado.
Pero la movilización de los afectados ahuyentó el consenso. "Ningún grupo había puesto inconvenientes. Tras el follón mediático, los otros parlamentarios decidieron darse un tiempo para reflexionar. Yo mismo soy un afectado por el aeropuerto de Almería en mi segunda residencia, pero nadie quiere que se reduzca la capacidad", asegura el senador responsable de la enmienda.
Una visión opuesta exhibe Luis Ramírez, presidente de la Asociación Nacional de Afectados por el Impacto del Tráfico Aéreo: "La enmienda nos dejaba vendidos. Parecía que la metieron en el último trámite de la ley a ver si colaba". Los socialistas la retiraron el 2 de diciembre, pero sólo tardaron dos días en atacar con la artillería pesada: el Consejo de Ministros. El proyecto de ley que modifica la Ley de Navegación Aérea de 1960 obliga al Estado a "garantizar que se respeten los objetivos de calidad acústica fijados en la normativa estatal". Pero siempre que se cumplan estos requisitos -y aquí viene la parte sustancial- "será obligatorio soportar los niveles sonoros, sobrevuelos, frecuencias e impactos ambientales generados por la navegación aérea". Con este movimiento, el Gobierno se asegura que ninguna sentencia exigirá reducir las rutas. Además, Fomento da cobertura legal para hacer oídos sordos a lo que dijo el Supremo. "AENA puede alegar que, como ha habido un cambio normativo, no puede ejecutar la sentencia", afirma el abogado de un conocido despacho que prefiere mantener el anonimato. "Se abre un nuevo litigio. No se puede legislar contra una sentencia firme. El Gobierno confunde mucho más de lo que aclara", amenaza la abogada de los afectados, María Ángeles López.
La servidumbre acústica es la solución que propone la nueva norma. Este concepto trata de definir un entorno en el que, si no es posible cumplir los objetivos de calidad acústica deseables, al menos el Estado se compromete a actuar con aislamientos, indemnizaciones o traslados. Y establece que los aeropuertos de Madrid y Barcelona estarán obligados a definir las servidumbres en seis meses.
"Hasta ahora la ley obligaba a definir las servidumbres en 2020. O sea, que hemos adelantado la obligación 10 años. Barajas tiene ahora 98 movimientos por hora, pero pretende llegar a los 120. Y sin este cambio no sería posible", señala el senador socialista. "La insonorización mitiga el problema, pero no lo soluciona. Te pueden aislar una vivienda, pero ¿cómo te compensan la tranquilidad perdida en el jardín o la terraza?", responde el representante de los afectados. AENA calcula que ya ha insonorizado el 94% de las viviendas que quedan dentro de la huella sonora actual.
Hablar con los líderes vecinales que batallan y hacerlo con los responsables gubernamentales es como viajar de un planeta a otro. No se ponen de acuerdo en nada. Ni siquiera en el alcance del problema. AENA considera que en Madrid hay menos de 50.000 afectados. La asociación cuenta más de medio millón de damnificados por Barajas. Y 1,2 millones en toda España.
"Consideramos afectados a los que soportan más de 65 decibelios de día o 55 de noche, que es lo que marca la ley y las directivas comunitarias. No podemos incluir a todas las poblaciones sobre las que vuela una aeronave", argumenta José Manuel Hesse, director de medio ambiente de AENA. "Sólo tienen en cuenta los valores medios. Es como si te duchas primero con agua hirviendo y luego helada. La media dirá que ha sido una ducha placentera", responde Luis Martínez. "Los mapas de ruido que ha hecho AENA son más que cuestionables. Y ahora están pagando el pato por haber sido tan cicateros", asegura Paco Segura, de Ecologistas en Acción. Algún dato apunta a que esta queja tiene sentido. Por ejemplo, resulta sorprendente que la urbanización que ha dado nuevos bríos al conflicto al presentar la demanda esté excluida de la huella sonora de Barajas.
La pelea político-legal en torno a Barajas y el resto de aeropuertos de España no es ni mucho menos una novedad. Algo parecido ha sucedido en otros grandes aeródromos como Heathrow (Londres), Charles de Gaulle (París) o Fráncfort. Un ejemplo a seguir es el de la región de Randstad, en Holanda. Allí, alrededor del aeropuerto se ha desarrollado una zona industrial, donde se evitó la construcción de viviendas. Las fábricas están insonorizadas y en muchos casos el ruido de las máquinas de trabajo tapa el de los aviones. El Tribunal Europeo de Derechos Humanos dictaminó en 2003 que los ruidos nocturnos no violan el derecho a la vida privada. Con este dictamen, Estrasburgo revocaba una sentencia en sentido contrario que había emitido el mismo tribunal en defensa de ocho ciudadanos que vivían al lado de Heathrow.
El conflicto entre el derecho a un entorno tranquilo y salubre y la necesidad de impulsar sectores clave para la economía es de imposible resolución. Y se asienta sobre hechos irreversibles, como el desarrollo urbanístico desaforado de la zona en los últimos años. "Se han construido urbanizaciones donde no se debía. Un año antes de la inauguración de la T-4, se querían levantar 4.500 viviendas en El Molar, dentro de la huella sonora de Barajas", afirma Paco Segura, de Ecologistas en Acción.
"Es insostenible el crecimiento desmesurado de la actividad aérea. Por ejemplo, ¿por qué no paga impuestos el combustible de los aviones? Es una aberración que un billete de ida y vuelta a Londres cueste 10 euros. La solución es potenciar el ferrocarril", continúan en la organización ecologista. Pero ésta, en todo caso, sería una solución a largo plazo. Y los vecinos reclaman soluciones ya. A pesar de que algunos se mudaron cuando ya sabían que la actividad de la T-4 socavaría su descanso.
Los afectados critican la política de hechos consumados que ha adoptado AENA y apuntan al lugar elegido para la T-4, inaugurada en 2006, como el verdadero foco del mal. "Nos vendieron que hacían una ampliación del aeropuerto, cuando en realidad construyeron uno nuevo y de tapadillo", denuncia Ramírez.
"Hemos vivido una cierta esquizofrenia, porque se protesta por el ruido y luego se pedía urbanizar cerca del aeropuerto. En Madrid y Barcelona se han construido viviendas posteriores a la Declaración de Impacto Ambiental. La servidumbre servirá para imponer una ordenación del territorio; que no se autorice ningún desarrollo urbanístico en esa zona".
Un documento hecho público en 1999 por el Ministerio de Fomento admitía que el ruido del Gran Barajas afectaría a 15.000 vecinos. Cuatro años después de que la T-4 entrara en funcionamiento está claro que los perjudicados son muchísimos más. Y no parece razonable pensar ahora en trasladar una infraestructura que costó 6.000 millones d euros. Los cambios normativos, desde luego, no van en esa dirección.

sábado, 12 de diciembre de 2009

EL PSOE DA PRIORIDAD A LA LEY DE NAVEGACIÓN AÉREA.

Todo empezó con una acción judicial que llevaron a cabo los vecinos de la urbanización Santo Domingo, de la localidad madrileña de Algete, en donde sobrevuelan los aviones que confluyen en la nueva terminal del aeropuerto de Barajas. Los abogados de los vecinos utilizaron un argumento no contemplado en la Ley de Ruido. Es decir, no se consideran afectados por un impacto medioambiental, sino porque la frecuencia de vuelos vulnera "su derecho a la intimidad". El Supremo les dio la razón y ordena la reducción del tráfico aéreo en la zona. Si se cumplen los términos de esta sentencia, la inversión en la ampliación de Barajas habrá caído en saco roto. Se deberá reducir la capacidad operativa en un 20%.
La única forma de poder contrarrestar esta sentencia del Supremo, cuya ejecución ha sido encargada al Tribunal Superior de Justicia de Madrid, es mediante la reforma de la Ley de Navegación Aérea. El Gobierno se ha puesto a trabajar urgentemente en torno a este asunto porque se corre el riesgo de neutralizar la actividad de Barajas y, por efecto dominó, ya que una sentencia del Supremo crea jurisprudencia, a otros aeropuertos, como el Prat de Barcelona, Málaga o Son San Juan en Mallorca. El Ejecutivo aprobó, el viernes de la semana pasada, en Consejo de Ministros, dicha reforma que, inmediatamente, ha registrado en el Congreso de los Diputados para su tramitación por la vía de urgencia. Se trabaja contrarreloj para que este asunto se resuelva lo antes posible.
Inutilización
Porque mientras tanto, se corre el riesgo de que el TSJM, ejecute la sentencia y ordene la práctica inutilización de la pista 18-R. AENA, hasta ahora, había distribuido la frecuencia de vuelos entre las dos pistas, 18-R y 18-L que sobrevuelan la urbanización Santo Domingo, lo que había generado un equilibrio que permitía satisfacer las demandas de los vecinos y mantener el tráfico prácticamente inalterable, según las autoridades aeroportuarias. Pero los vecinos no consideran suficiente esta solución y han recurrido al Tribunal Superior de Justicia de Madrid que ha decidido obligar a AENA al cumplimiento de la sentencia del Supremo en su tenor literal. Es decir, inutilizando las pistas que molestan al vecindario. Otros pueblos de la zona ya han iniciado acciones legales basándose en esta sentencia mientras que Aeropuertos Nacionales ha hecho lo único que puede hacer: recurrir el auto del TSJM. Ganar tiempo para que se modifique la legislación en la materia, incluso trasponiendo las directivas europeas en la materia, para evitar el desastre.
Reducción de las operaciones
Y es que el desastre consistiría en que si se inutilizan las vías de aterrizaje de la configuración sur, la ampliación de Barajas quedará inutilizada. La capacidad de operaciones se vería reducida en un 20% y, encima se perdería la posibilidad de ampliación de dichas operaciones. En la actualidad, Barajas está capacitado para llevar a cabo 98 movimientos por hora. Si se cumple la sentencia se pasaría a 78. Pero lo peor es que se perdería la posibilidad, hasta ahora no utilizada pero sí posible técnicamente, de alcanzar los 120 movimientos, lo que hace muy atractivo a las aerolíneas el aeropuerto madrileño. Tanto que, incluso, algunas compañías quieren trasladar sus bases de operaciones a Barajas debido a la capacidad de fluidez de tráfico que ofrece. Si se cumple la sentencia, dichas compañías se trasladarían a otros lugares lo cual repercutiría en la aportación al PIB del aeropuerto, estimada en torno a los 100.000 millones de euros y la pérdida de 47.000 puestos de trabajo.
Obligaciones de AENA
De ahí la urgencia en solucionar, cuanto antes, este espinoso asunto. El proyecto de Ley del Gobierno establece las obligaciones de AENA en cuanto al impacto medioambiental de los aeropuertos españoles y la manera de contrarrestar el ruido procedente de los vuelos. Pero, una vez establecidas las limitaciones del gestor aeroportuario, no se deja margen a otras interpretaciones, como en el caso de los vecinos de Ciudad Santo Domingo en Algete, que han utilizado una interpretación de un derecho fundamental como es el derecho a la intimidad, para poner en serios aprietos a la navegación aérea de este país.

ELPSOE QUIERE CAMBIAR LA LEGISLACIÓN PARA EVITAR SENTENCIAS DESFAVORABLES.

EL GOBIERNO DEL PSOE NO ACEPTA LA SENTENCIA DEL TSJM Y CAMBIA LA LEY PARA IMPEDIR SU CUMPLIMIENTO.


El Gobierno ha aprobado hoy un Proyecto de Ley para modificar la Ley de Navegación Aérea que incluye modificaciones en las instalaciones de AENA y actuaciones en las casas afectadas por la huella sonora de los aeropuertos, según ha anunciado la vicepresidenta, María Teresa Fernández de la Vega, en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros.

La decisión del Gobierno pretende reparar el fracaso cosechado por la enmienda del Grupo Socialista esta semana en el Senado a la ley ómnibus de servicios que iba a cambiar la normativa que rige el tráfico aéreo para evitar la oleada de demandas que se cernía sobre AENA tras la sentencia del Supremo. El Alto Tribunal falló en octubre de 2008 que el ruido de los aviones de Barajas invadía el "derecho fundamental a la intimidad domiciliaria" de un grupo de vecinos de Santo Domingo (Algete), por lo que ordenó reducir los vuelos en configuración sur un 50%.
"Obligaciones precisas"
En lugar de recortar el tráfico de aviones del aeropuerto madrileño, que según la vicepresidenta tendría un coste de 1.200 millones de euros, la opción del Gabinete de José Luis Rodríguez Zapatero pasa por ampliar de forma considerable el número de viviendas que el Ejecutivo tendría que aislar acústicamente y obligar a AENA a realizar algunos cambios en sus infraestructuras.
Según ha explicado De la Vega, con los cambios aprobados hoy "se reconoce el derecho a las personas afectadas" por el ruido de los aeropuertos a ser resarcidos y garantiza que las infraestructuras aeroportuarias "sigan siendo un elemento clave para el desarrollo de la economía nacional y la generación de empleo".
Para ello, el Ejecutivo establecerá "obligaciones precisas" sobre los niveles acústicos máximos y obligará a los aeropuertos a cumplirlos, a la vez que promoverá planes de acción para aislar los inmuebles afectados.

http://www.elpais.com/articulo/economia/Gobierno/modifica/normativa/trafico/aereo/evitar/reducir/vuelos/Barajas/elpepueco/20091204elpepueco_11/Tes

PSOE OBLIGADO A RETIRAR LA ENMIENDA.

El PSOE se vio obligado ayer a retirar la enmienda a la llamada ley ómnibus de servicios con la que pretendía modificar in extremis la Ley de Navegación Aérea de tal forma que iba a obligar a los habitantes cercanos a los aeropuertos a soportar el ruido de los aviones. La modificación ha sido fuertemente contestada por ayuntamientos y asociaciones de vecinos, que ayer lograron el respaldo de una amplia mayoría de grupos del Senado, donde se votó la norma. La ley se aprobó con decenas de enmiendas, pero no con ésta.
El Grupo Socialista, en todo caso, dejó claro que el asunto no quedará aquí. Antonio Hurtado, que ejercía de portavoz, aseguró que la modificación tendrá que hacerse en un momento u otro. En otra ley o en una legislación específica. Ahora hay que retomar las negociaciones con la Comunidad de Madrid, los vecinos afectados y los grupos políticos, que ayer criticaron el intento de introducir semejante modificación de tapadillo.
Oleada de demandas
La propuesta pretendía modificar la Ley de Navegación Aérea, para evitar una oleada de demandas contra AENA y, a cambio, ampliaba enormemente el número de viviendas que el Ejecutivo tendría que aislar acústicamente. En octubre de 2008, el Tribunal Supremo falló que el ruido de los aviones invadía el "derecho fundamental a la intimidad domiciliaria" de un grupo de vecinos de Santo Domingo (Algete). El tribunal ordenó también reducir los vuelos en configuración sur un 50%.
Fuentes de otros grupos destacaron que se trata de un problema mayúsculo para Iberia en su fusión con British Airways. En esa fusión, Iberia aporta principalmente la exclusividad del nuevo aeropuerto de Barajas para convertirlo en el puente de British Airways hacia Latinoamérica.
Hurtado pintó ayer un negro panorama si se cumpliera la ley de acuerdo con la interpretación que han hecho los jueces. Si se consolidan este tipo de sentencias habría que reducir el tráfico en la nueva pista de Barajas un 20%, en vez de aumentarse como estaba previsto. Las consecuencias serían unas pérdidas de 1.250 millones de euros y poner en peligro hasta 47.000 empleos, según aseguró ayer Hurtado. En nombre del PSOE pidió "responsabilidad" porque es necesario "para la economía de este país".

viernes, 11 de diciembre de 2009

SENSORES ACÚSTICOS PARA VIGILAR LOS AVIONES.

Desde el actual Gobierno local se exige a AENA que abra expediente sancionador a los aviones que se desvíen de la ruta establecida, que amplíe la huella acústica y en consecuencia insonorice las viviendas afectadas y que compense a Torrejón y al resto de municipios afectados con una gran cuantía económica por los daños y perjuicios sufridos durante todos estos años.
El alcalde de Torrejón presenta la red de sensores acústicos instalada en la ciudad con el objetivo de vigilar que los aviones no sobrevuelen zonas urbanas y medir el ruido que provocan
● Los alcaldes de Torrejón, San Sebastián de los Reyes y Algete han mostrado su total rechazo al proyecto de ley aprobado por el Consejo de Ministros para modificar la Ley de Navegación Aérea, que obligaría a los vecinos a soportar el ruido de los aviones.
● Para Pedro Rollán “el Gobierno socialista de la Nación de tapadillo, y mediante una artimaña política, vuelve a la carga en contra de los municipios y vecinos afectados con el único fin de alinearse con las compañías aéreas al aprobar el pasado viernes un proyecto de ley por el que los vecinos tendrán el deber de soportar el ruido de los aviones”.
● El alcalde de Torrejón ha decido instalar esta red de sonómetros después de exigirlo durante los últimos años al gobierno de la nación y éste hacer oídos sordos a esta petición.
El alcalde de Torrejón, Pedro Rollán, el alcalde de San Sebastián de los Reyes, Manuel Ángel Fernández, y la alcaldesa de Algete, Inmaculada Juárez, se han reunido esta mañana en Torrejón para denunciar los ruidos de los aviones de Madrid-Barajas, ya que estos tres municipios se encuentran entre los más afectados por la contaminación acústica y la inseguridad que genera el aeropuerto de Barajas.
Así, los ediles han acudido al municipio torrejonero para presentar la red de sensores acústicos que se ha instalado en la ciudad con el objetivo de vigilar que los aviones no pasen por zonas urbanas. Se trata de cuatro sonómetros colocados en el colegio público de la Zarzuela, en el Polideportivo Joaquín Blume, en la Piscina Cubierta de la calle Londres y en el Centro Municipal de Servicios Empresariales, donde ha tenido lugar la reunión. Llevan funcionando desde mediados del mes de octubre, recogiendo datos que podrán ser utilizados en el caso de llegar a considerar la posibilidad de denunciar todos aquellos vuelos que se hayan salido de la ruta establecida y hayan sobrevolado el casco urbano de Torrejón de Ardoz.
Torrejón de Ardoz, 10 de diciembre de 2009. Por ejemplo el sonómetro instalado en el Polideportivo Joaquín Blume durante el mes de octubre registró 574 aviones que excedían los 60 db en horario diurno (máximo permitido por la ley) y 75 aviones que superaban los 50 db en horario nocturno. Lo mismo ocurría con el de la Piscina de la calle Londres (47 en horario diurno y 20 en horario nocturno) o en el situado en el Centro Municipal de Servicios Empresariales (40 aviones en horario diurno y 61 en nocturno).
El alcalde, Pedro Rollán, explicó que estos informes han sido enviados al Presidente de Gobierno, Ministra de Defensa, Ministro de Fomento, Ministra de Medio Ambiente y Director de AENA, ya que incumplen el acuerdo que indicaba que los aviones sólo despegarían en configuración sur en ocasiones excepcionales. “Sin embargo, gracias a estos sonómetos observamos como continuamente los aviones se salen de la ruta establecida y sobrevuelan zonas residenciales y con gran densidad de población. Por ello, con la remisión de estas cartas lo que solicitamos es que se abra un expediente sancionador a los aviones que no han seguido la ruta establecida”.
Además, el Ayuntamiento podrá denunciar y sancionar a estos aviones gracias a que en el pasado Pleno del mes de noviembre, se aprobó derogar el artículo 2.2 de la Ordenanza de Protección contra la Contaminación Acústica, Ruidos y Vibraciones. Con esta modificación el Consistorio podrá sancionar el exceso de ruido de los aviones que pasen por el término municipal de Torrejón y remitirá a AENA los datos de los aviones que se han salido de la ruta establecida para que AENA también les abra un expediente sancionador.
“No nos fiamos del PSOE. Éste presentó una enmienda en el Senado para que los vecinos de los municipios afectados por el ruido de Barajas entre los que se encuentran San Sebastián de los Reyes, Algete y Torrejón soportaran por “imperativo legal” el ruido de los aviones que sobrevuelan el aeropuerto. Esta enmienda se retiró a última hora del pasado miércoles por la presión que hicimos los Ayuntamientos y los colectivos vecinales. Sin embargo, pese a retirarla en el Senado, ya que no contaban con el apoyo de los alcaldes de las localidades afectadas, sólo dos días después, es decir el viernes pasado, el Consejo de Ministros aprobó el proyecto de Ley para modificar la Ley de Navegación Aérea de 1960, según el cual los vecinos tendrán el “deber de soportar el ruido de los aviones”. Así, el Gobierno socialista de la Nación de tapadillo, y mediante una artimaña política, vuelve a la carga en contra de los municipios y vecinos afectados con el único fin de alinearse con las compañías aéreas”, indicó el alcalde de Torrejón, Pedro Rollán.
Fruto de esta desconfianza, los Ayuntamientos de los municipios más afectados siguen pendientes de que los aviones no sobrevuelen el casco histórico ni pasen por aquellas zonas que están excluidas de la huella acústica. “Desde el Consistorio torrejonero, estamos poniendo los medios adecuados para exigir que se cumpla el derecho al descanso de los vecinos de Torrejón. Además la huella acústica elaborada por AENA indicaba que no pasaban aviones por nuestra ciudad. Sin embargo, a tenor de los datos que han recogido los sonómetros, observamos que no es así y que los aviones están sobrevolando el casco urbano de Torrejón y las zonas residenciales”, señaló el edil torrejonero. Así, desde el actual Gobierno local se exige a AENA que abra expediente sancionador a los aviones que se desvíen de la ruta establecida, que amplíe la huella acústica y en consecuencia insonorice las viviendas afectadas y que compense a Torrejón y al resto de municipios afectados con una gran cuantía económica por los daños y perjuicios sufridos durante todos estos años. En el caso de Torrejón ascendería a más de 600 millones de euros.
“Además lo que queremos es compatibilizar el nivel de operaciones que tiene el aeropuerto con la calidad de vida de los vecinos, ya que en estos momentos tienen un nivel inferior al resto de habitantes de otras zonas de Madrid puesto que soportan ruidos continuos. Además en el caso de Torrejón estos ruidos son doblemente significativos ya que a los ruidos del aeropuerto se suman los de la Base Aérea”, concluyó, Pedro Rollán.

jueves, 10 de diciembre de 2009

CIUDADANOS EN REBELDÍA CONTRA EL RUIDO DE AVIONES.

Interesante enlace que muestra la penuria de quienes tienen que soportar el ruido proveniente de los aviones.
¿Sucederá algo parecido en Navalcarnero?
Sólo el tiempo dará o quitará razones. La información es categóricamente negada.
http://www.laotra.es/actualidad/noticia.pag?codigo=230884&titular=afectados_por_el_ruido_se_rebelan_contra_la_enmienda_que_les_condena_a_soportar_el_ruido_de_barajas

MEDIO MILLÓN DE AFECTADOS POR EL RUIDO DE BARAJAS.

El Tribunal Superior de Justicia de Madrid dictaba hace tres semanas un auto en el que ordenaba "con carácter inmediato, reducir en un 50% la cifra de vuelos" sobre la urbanización de Ciudad de Santo Domingo, en Algete. Pero puede que la alegría dure poco para estos vecinos, unos 3.000, porque el PSOE quiere introducir una enmienda en el Senado por la que las poblaciones cercanas a los aeropuertos civiles "deberán soportar los sobrevuelos, frecuencias, ruido y demás impactos ambientales producidos por las aeronaves". En el caso del aeropuerto de Barajas, tras la puesta en marcha en enero de 2006 de la T-4, los vecinos afectados por el ruido de los aviones son más de 500.000, según cálculos de nueve asociaciones contra el ruido del aeropuerto.
Aunque esta cifra nunca ha sido aceptada por el Ministerio de Fomento, que presentó un mapa del ruido de Barajas donde sólo contabilizaba a 46.000 vecinos. La mayoría de las 34 localidades que padecen el tráfico de aeronaves criticaron el sistema de medición y pidieron ampliar la zona de sensibilidad. Ahora, con la posible modificación de la Ley de Navegación Aérea, que se votará el miércoles en el Senado, AENA estaría obligada a actualizar este mapa en el plazo de seis meses.
Pero en Santo Domingo creen que la modificación es una reacción gubernamental a la sentencia del TSJM, que abría la puerta a otras localidades afectadas. "Es un cambio que intentan hacer con carácter de urgencia, sin pasar por el Congreso", opina José María Serrano, portavoz de la Asociación contra el Ruido de Santo Domigo. "Esto demuestra que no somos los ciudadanos los que estamos asustados, sino el Estado", comenta Serrano, confiado en que la sentencia se cumpla y "que la modificación no se apruebe y predomine el sentido común". Más alterado estaba el alcalde de San Fernando de Henares, Julio Setién, que llamó a la "movilización" y a la unión de todos los municipios afectados por Barajas para mostrar su "rechazo rotundo" a la enmienda socialista en el Senado.
El presidente de la Asociación Nacional de Afectados por Impacto del Tráfico Aéreo, Luis Ramírez cree que la enmienda "es una forma inaceptable de recortar derechos básicos y un atajo para evitar sentencias desfavorables para el Estado", asegura Ramírez. Opina lo mismo Joaquín Herrera, presidente de Juristas Contra el Ruido: "Es una manera de evitar pleitos futuros, no se pueden pisar derechos". Tampoco está contento Ramírez con la posible ampliación del mapa del ruido: "Más gente tendrá que asumir que te van a indemnizar por tener que soportar una degradación en tu calidad de vida". Ramírez señala que si empieza a funcionar el concepto de entorno (que se usa en la enmienda), en el caso de Madrid los afectados pueden llegar a cinco millones de personas que viven o trabajan a unos 18 kilómetros de la T-4.
"La T-4 ha eliminado barrios enteros y perjudica a miles de personas", apunta Sergio Krstic, concejal de Medio Ambiente en Paracuellos, otro de los municipios afectados. Krstic confía en que continúe habiendo "jueces que no se dobleguen a presiones políticas".

lunes, 7 de diciembre de 2009

MODIFICACIÓN DE LA LEY DE NAVEGACIÓN AÉREA.

Fomento

MODIFICADA LA LEY DE NAVEGACIÓN AÉREA

Establece las medidas protectoras necesarias para salvaguardar los derechos de los afectados por el impacto acústico de los aeropuertos.
Garantiza que las infraestructuras aeroportuarias sigan siendo un elemento clave para el desarrollo de la economía nacional y la generación de empleo.
El Consejo de Ministros ha aprobado la remisión a las Cortes Generales del Proyecto de Ley por la que se modifica la Ley de Navegación Aérea. Con la modificación hoy aprobada se reconoce el derecho a las personas afectadas por el entorno aeroportuario a ser resarcidos por los daños y perjuicios que se les ocasionen como consecuencia de la navegación aérea y garantiza que las infraestructuras aeroportuarias sigan siendo un elemento clave para el desarrollo de la economía nacional y la generación de empleo.
El objetivo del Gobierno es establecer un marco jurídico claro que fije las obligaciones objetivas y precisas del Estado en materia de calidad acústica, compatible con la protección de los ciudadanos que viven en el entorno aeroportuario.
Este Proyecto adapta la Ley de Navegación Aérea a la más reciente normativa internacional y comunitaria en esta materia, y responde a la doctrina marcada por el Tribunal Europeo de Derechos Humanos y por la 35º Asamblea de la OACI.
Obligaciones del Estado
Con objeto de lograr un justo equilibrio entre los derechos de estas personas y los intereses de la economía nacional, según este Proyecto de Ley, el Estado estará obligado en los aeropuertos de su competencia:
a) A garantizar que en las poblaciones circundantes a dichos aeropuertos se respeten los objetivos de calidad acústica fijados en la normativa estatal.
b) A aprobar planes de acción que incluyan las correspondientes medidas correctoras. Estas garantizarán los objetivos de calidad acústica que, conforme a la normativa estatal, sean aplicables al espacio interior de las edificaciones.
c) La Autoridad aeronáutica competente y al gestor aeroportuario estarán obligados a hacer una evaluación continuada del impacto ocasionado por la infraestructura a las poblaciones circundantes, a vigilar y sancionar los incumplimientos que se pudieran producir y, en general, a instar o adoptar las medidas necesarias para compatibilizar una explotación eficiente de la infraestructura aeroportuaria con los derechos de los dueños u ocupantes de los bienes subyacentes.
El Proyecto da un plazo de seis meses al Estado para que en las grandes infraestructuras las que registren más de 250.000 movimientos al año- se aprueben las servidumbres acústicas y los planes correctores correspondientes.

domingo, 6 de diciembre de 2009

EL PSOE QUIERE IMPONER EL "RUIDO A LA FUERZA"

MARÍA ISABEL SERRANO MADRID
Sábado , 05-12-09

El Gobierno de Rodríguez Zapatero aprobó ayer, en Consejo de Ministros, un proyecto de ley para modificar la Ley de Navegación Aérea. «No es el mismo perro con distinto collar», precisaron a ABC fuentes del Ministerio de Fomento, impulsor del proyecto legislativo, a la pregunta de si el Ejecutivo central trata de recuperar el espíritu de la enmienda a esa misma ley de Navegación Aérea que quería obligar a los vecinos cercanos a los aeropuertos a soportar «a la fuerza» los ruidos de los sobrevuelos y la contaminación acústica.
Los afectados sí creen que el proyecto de ley aprobado ayer «es la misma imposición de soportar el ruido a la fuerza, pero lo maquillan con un debate parlamentario». Además, recuerdan, existe una sentencia del Tribunal Supremo (TS), de octubre de 2008 que, en el caso del aeropuerto de Barajas, sentencia que «cesen las causas» por las que se molesta a los vecinos de la urbanización Ciudad Santo Domingo, en Algete, porque, dice el fallo del TS, «se vulnera el derecho a la intimidad domiciliaria». El problema en dicha urbanización son los vuelos en configuración sur que se realizan por la pista 18R de la T4. Con la utilización de la pista 18L el problema se zanjaría, insisten los afectados.
Pérdidas y empleo.
Como informó este periódico, la polémica enmienda que obligaba a soportar los ruidos, presentada por el Grupo Socialista del Senado, tuvo que ser retirada «in extremis» el pasado miércoles ante la fuerte presión de vecinos afectados y 17 ayuntamientos madrileños así como por la falta de apoyo político y parlamentario en la Cámara alta.
Desde el Gobierno central se insiste en que el proyecto de ley aprobado ayer «reconoce el derecho a las personas afectadas por el entorno aeroportuario a ser resarcidas por los daños y perjuicios que se les ocasione por la navegación aérea y garantiza que las infraestructuras aeroportuarias sean un elemento clave para el desarrollo de la economía nacional y la generación de empleo».
En este sentido, la vicepresidenta del Gobierno, María Teresa Fernández de la Vega, fue muy clara. Se refirió al aeropuerto de Barajas y dijo que la reducción de vuelos -que ordena la sentencia del Supremo- podría afectar a cerca de 125.000 puestos de trabajo a largo plazo y causaría pérdidas «en torno a los 1.100 millones de euros de forma inmediata y unos 3.000 a medio y largo plazo».
El proyecto de ley propone «establecer un marco jurídico claro» que fije las «obligaciones del Estado en materia de calidad acústica», compatible con la protección de los ciudadanos que viven en el entorno aeroportuario, «respetando su intimidad domiciliaria», concepto este último que es, precisamente, el que ordena respetar el TS en el caso de Algete y que, tanto vecinos como ayuntamiento, consideran que crea jurisprudencia.
Las mismas fuentes oficiales indican que el objetivo de la proyectada reforma de la Navegación Aérea «pretende lograr un justo equilibrio» entre las partes implicadas. Reconocen que la vigente legislación en esta materia, que data de 1960, «está obsoleta» porque en tantos años «las necesidades son otras».
También se recuerda que las «disponibilidades» del aeropuerto de Barajas «propician la fusión Iberia-British Airways» de cara al tráfico aéreo desde Madrid a los países iberoamericanos. El proyecto de ley pasa al Congreso de los Diputados para iniciar su trámite parlamentario.

jueves, 3 de diciembre de 2009

ALGETE SE INDIGNA POR LA ENMIENDA SOCIALISTA.

El Senador cordobés Antonio Hurtado, ha presentado una enmienda de modificación de la Ley de Navegación Aérea que persigue obligar a los vecinos de las poblaciones cercanas a los aeropuertos a soportar situaciones excepcionales de ruido y acotar su derecho a acudir a los Tribunales por estas situaciones.
El Grupo Socialista en el Senado, a través del senador cordobés Antonio Hurtado, ha presentado una enmienda de modificación de la Ley de Navegación Aérea que persigue obligar a los vecinos de las poblaciones cercanas a los aeropuertos a soportar situaciones excepcionales de ruido y acotar su derecho a acudir a los Tribunales por estas situaciones.
La enmienda, que se ha incluido dentro de la Ley Omnibus denominada “Ley de Modificación de las leyes previas para adaptarlas a la nueva Ley de Servicios Públicos” establece, entre otras cosas, que: “Los dueños de los bienes subyacentes tendrán la obligación de soportar la navegación aérea………….” Obligando según su apartado a) “A los habitantes y poblaciones asentadas en las proximidades de estos aeropuertos a soportar los sobrevuelos, frecuencias, ruido y demás impactos ambientales producidos por las aeronaves como consecuencia del uso de la infraestructura aeroportuaria, sus aerovías y sus operaciones asociadas…….”
Al tiempo que ordena la imposición de servidumbres forzosas “sin perjuicio de las indemnizaciones” y legaliza situaciones excepcionales de ruido remitiendo su aplicación “tanto a las infraestructuras aeroportuarias preexistentes como a las nuevas infraestructuras que puedan construirse en un futuro……” es decir, al Decreto de desarrollo de la Ley del Ruido (cuyo texto está recurrido por el Ayuntamiento de Algete en los Tribunales) que sitúa los límites de inmisión de ruido en 85db frente a los 65db día que establece la Ley del Ruido.
Además la enmienda pretende hacer una ley “ad casum”, frente a la Sentencia del Tribunal Supremo que condenó a AENA por la violación del derecho fundamental a la intimidad domiciliaria de los vecinos de la Urbanización Santo Domingo, Algete. La enmienda pretende afectar “a los derechos individuales y colectivos de las poblaciones circundantes de los aeropuertos reconocidos o que pudieran reconocerse judicial o administrativamente”. Es decir, el PSOE pretende tumbar por Ley una sentencia del Tribunal Supremo en un hecho impropio y sin precedentes en un Estado de Derecho.
La alcaldesa de Algete, Inmaculada Juárez, señaló que esta enmienda constituye una indignidad inconstitucional más propia de regímenes totalitarios que de democracias occidentales. Además, la alcaldesa se preguntó ¿qué esperanzas pueden quedarles a los ciudadanos con este Gobierno, si son capaces de retorcer las leyes de esa manera para no aplicar una sentencia del Supremo?.
Para la alcaldesa de Algete está enmienda pone en una situación muy difícil a los responsables socialistas de los municipios afectados por el ruido, quienes deberían rebelarse frente a este atropello en vez de esconderse ante los vecinos.
El Ayuntamiento de Algete no descarta denunciar al Gobierno de España en el Tribunal de Justicia de la Unión Europea si persiste este atropello a los derechos de los ciudadanos.
Publicado por Director el Dic 1st, 2009

EL TRIBUNAL SUPREMO DA LA RAZÓN A LOS VECINOS DE LA URBANIZACIÓN SANTO DOMINGO.

La Asociación Nacional de Afectados por el Impacto del Tráfico Aéreo, integrada por afectados por el ruido de los aeropuertos de Madrid, Barcelona, Bilbao, Alicante y Zaragoza, aplaudió hoy que la sentencia del Tribunal Supremo que da la razón a los vecinos de la urbanización Santo Domingo, en Algete, abra vías a otros perjudicados para iniciar procesos judiciales similares.
El fallo del Supremo sienta jurisprudencia en este sentido al declarar vulnerado el derecho fundamental de cinco vecinos de esta zona residencial a la intimidad domiciliaria a consecuencia del ruido producido por el sobrevuelo de aviones del aeropuerto de Barajas. Los magistrados concluyen que el ruido es "suficiente, por su entidad, naturaleza y duración, para generar molestias que lo trastornan más allá de los límites aceptables".
La abogada María Ángeles López Lax, de Afectados por el Impacto del Tráfico Aéreo, celebró que el Alto Tribunal haya aplicado los límites de ruidos fijados en las normas de la Comunidad de Madrid, que los sitúa en 65,60 y 55 decibelios por el día, y 50 y 45 por la noche.
"Hasta ahora, estos límites se obviaban y no se tenía en cuenta cada evento, sino la media del ruido", recordó a Europa Press la letrada, quien recalcó que se trata de aplicar la misma medición de ruido de niveles máximos a cualquier tipo de actividad de aviones. "De esta manera, Aena respetará la vida de quienes viven en el entorno del aeropuerto", añadió.
Los vecinos de Santo Domingo aportaron mediciones de entre 63 decibelios y 59,1, pero los máximos llegaban a 78 por la tarde y 77 por la mañana. Por lo que el Supremo, establece que "las mediciones del ruido son globalmente expresivas de una situación de contaminación acústica".

LAS ASOCIACIONES CONTRA EL RUIDO CALIFICAN DE "ABERRANTE" LA ENMIENDA DE FOMENTO.

Para los abogados de las asociaciones representadas en una rueda de prensa conjunta a nivel nacional la enmienda es perversa, afirman que pretende inmolar los derechos fundamentales de los ciudadanos en ara de los intereses de AENA. Así mismo denuncian que la propuesta del Partido Socialista, que se debatirá mañana en el Senado, afecta al derecho fundamental a la intimidad domiciliaria, dejará sin efecto cualquier sentencia favorable a los ciudadanos, incurre en la arbitrariedad y vulnera el derecho a la tutela judicial efectiva.
Luís Ramírez, presidente de la Asociación Nacional de Afectados por Impacto de Tráfico Aéreo afirma que estamos ante el recorte de derecho más importante de la historia de la democracia.
Las diferentes entidades ciudadanas se plantean como objetivo paralizar esta modificación de la ley de Navegación Aérea de 1960, para ello se están poniendo en contacto con senadores y congresistas para trasladarles su disconformidad e insistir en que se trata de un grave intento inconstitucional.
La enmienda, a la que ha tenido acceso SER Madrid Norte, habla de la necesidad de enfocar el problema desde el equilibrio entre el interés de la economía nacional y los derechos individuales y colectivos de los afectados.
De esta forma plantean los socialistas, que las poblaciones afectadas estarán obligadas a soportar el ruido y los sobrevuelos, siempre que se cumplan los objetivos de calidad acústica establecidos en el ordenamiento estatal o cuando se hayan fijado servidumbres acústicas limitadoras de sus derechos de propiedad e individuales.
Como ya les contábamos la semana pasada, la enmienda recoge además que en un plazo máximo de seis meses Fomento establecerá las servidumbres acústicas y AENA desarrollar las acciones necesarias para paliar los prejuicios de la población afectada.

miércoles, 2 de diciembre de 2009

FOMENTO FRENTE A LO QUE LLAMA "REBELIÓN CONTRA EL RUIDO AEROPORTUARIO".

Antonio Ruiz del Árbol - Madrid - 17/11/2009
El Ministerio de Fomento ha convocado para pasado mañana, jueves, de manera urgente, una cumbre con el sector de la aviación civil que opera en España. El objetivo es estudiar, e intentar atajar, las consecuencias que van a tener para la actividad del la aviación civil las últimas sentencias judiciales sobre el problema del impacto acústico que afecta a zonas residenciales aledañas a los principales aeropuertos españoles.
Al encuentro están convocadas las principales patronales de las aerolíneas, los responsables de AENA y la empresa pública propietaria de la red de aeropuertos nacionales, diez de cuyas terminales se encuentran en el punto de mira de sus vecinos a causa de este problema.
Fuentes conocedoras de la convocatoria han señalado que es posible que también participe en el encuentro algún representante de las comunidades autónomas en las que se ubican los aeropuertos más conflictivos.
Hasta la fecha, tanto las aerolíneas como la administración central y AENA habían abordado este asunto "con preocupación pero sin dramatismo", según han indicado las fuentes citadas. Sin embargo, la reciente sentencia del Tribunal Superior de Justicia de Madrid que obliga a "reducir al 50% las operaciones" en una de las cuatro pistas del aeropuerto de Madrid-Barajas cuando se produce una determinada configuración del viento "ha desatado todas las alarmas". La aplicación de la resolución judicial, según las fuentes indicadas, no supondrá un quebranto irreparable para la actividad de Barajas, ya que esa configuración del viento se produce muy pocos días al año.
El verdadero problema se produce porque la sentencia responde a una reclamación interpuesta por uno, Ciudad Santo Domingo, de los muchos núcleos de población que en toda España denuncian la agresión acústica sobre sus residencias de la actividad aeroportuaria.
"Si, como ya está ocurriendo, todos los ayuntamientos y urbanizaciones afectadas, se apoyan en la jurisprudencia que sienta esta resolución judicial para exigir la paralización o reducción de las actividades en los aeropuertos, el colapso en la aviación civil española está garantizado".
Las fuentes citadas creen que el Ministerio de Fomento no quiere que ocurra la "rebelión ciudadana contra el problema del ruido aeroportuario", lo mismo que ya pasó con la "rebelión contra la instalación de las antenas de móvil", que se ha convertido en "un auténtico calvario para las operadoras de telefonía celular".
Fuentes de AENA han asegurado que la empresa pública mantiene una política en torno al tema que consiste en "cumplir de manera estricta la Ley del Ruido". En este sentido "abordamos todas las iniciativas para que nuestra actividad se atenga de manera estricta a esta norma".

CELEBRACIÓN POR LA DECISIÓN DE REDUCIR A LA MITAD LOS VUELOS SOBRE CIUDAD SANTO DOMINGO.

Afectados por el tráfico aéreo celebran la decisión del TSJM de reducir a la mitad los vuelos sobre Ciudad Santo Domingo.
La Asociación Nacional de Afectados por el Impacto del Tráfico Aéreo se congratuló hoy por la sentencia del Tribual Superior de Justicia de Madrid (TSJM) de reducir a la mitad los sobrevuelos del aeropuerto de Madrid-Barajas que pasan por la urbanización de Ciudad Santo Domingo, en la localidad madrileña de Algete.
En un comunicado, la asociación recordó que hace un año el Alto tribunal les daba la razón a los vecinos de la urbanización de Santo Domingo al exigir la reducción del impacto acústico.
No obstante, según el presidente de la Asociación, Luis Ramírez, lo "más importante" para la agrupación es "el reconocimiento de que la contaminación acústica viola el derecho fundamental a la intimidad de los habitantes de Santo Domingo".
Aunque el último auto del Supremo no exigía el cese absoluto de los sobrevuelos, sí requería al Ministerio de Fomento la implantación de medidas paliativas como la mayor utilización de la pista 18L, la más cercana al valle del Jarama, para la entrada de las aeronaves en situación de configuración Sur, pues cuando Barajas opera en configuración Norte, Santo Domingo no sufre ningún sobrevuelo.
"La ampliación del aeropuerto de Barajas y de otros aeródromos de nuestro país, con el objetivo de aumentar el número de operaciones, ha dado lugar a una grave contaminación acústica y ambiental a poblaciones que antes no sufrían esas servidumbres y que de pronto se encontraron con una autovía aérea", señalaron desde la asociación.
Eso ha motivado que asociaciones vecinales se hayan unido a la Asociación Nacional para hacer llegar a AENA "este malestar y pedir medidas para la disminución de la afección acústica", concluyó Ramírez.
MADRID, 10 (EUROPA PRESS)

martes, 17 de noviembre de 2009

HUIR O SOBREVIVIR.

Busco en el ensordecido cielo, el diabólico objeto que acoge mis iras, malos deseos emborronan mi razón perdida en los océanos de inconsciencia en que navegan trajes, corbatas, maletines y cabellos engominados envueltos en auras de poder.
Mientras, el cielo escupe emponzoñado el insulto regalado que llueve a cada hora, ese manto perfumado, invisible o casi imperceptible que embriaga unos pulmones cada vez más heridos.
Ese mismo cielo que acoge, el humillado poder de la tierra, el arco iris monetario, el nimbo bancario que esbozan sonrisas complacidas y complacientes haciendo acopio desde el firme suelo. Una tangible realidad que engañada de nuevo, emerge exultante en el ocaso escondido de mendaces individuos que conducen con la prosodia del dinero a las gentes dependientes que anhelosas de independencia, deben extender condonantes su mano a quien les da de comer.
Humano el común, que generoso, se humilla y sacrifica su vivir -calidad de vida- para engrandecer el vivir de quien o quienes con el silencio como cómplice y amigo nos ofrecen, nos regalan, enemigos a los que no podemos comprar. Entretenidos pasamos las horas, incluso los días, desenmascarando en juegos adivinatorios al enmascarado protegido por sordos oídos y ciegas miradas, al obcecado y obstinado en la cerrazón, que espera quién sabe qué indulgencias.
Sacrificada la paz, muerto el silencio, herido el vivir, nos queda huir o sobrevivir.

domingo, 25 de octubre de 2009

NAVALCARNERO TENDRÁ UN AEROPUERTO DE AVIACIÓN GENERAL.

El director general de Aeropuertos de Madrid, Antonio Rodríguez Icardo, en su intervención en la I Jornada de Transporte de Madridiario admite que el aeropuerto de Navalcarnero - El Álamo, bautizado como Aeródromo del Suroeste acogerá aviación general.
Aunque todavía no está ultimado el proyecto del aeropuerto del suroeste, en Navalcarnero, se baraja la opción de que tenga entre 200 y 250 hectáreas y posiblemente dos pistas, según explicó este miércoles el director general de Aeropuertos de Madrid, Antonio Rodríguez Icardo, en su intervención en la I Jornada de Transporte de Madridiario.
El aeropuerto exigirá esta superficie ya que aunará las funciones que hacen en la actualidad el de Cuatro Vientos y la base aérea de Torrejón de Ardoz que cerrarán sus puertas cuando abra el de Navalcarnero. "Pretendemos que sea una instalación de alta especialización. Va a ser un aeropuerto para aviación general y de negocios que absorberá el tráfico de los que actualmente llevan a cabo esas tareas", aseguró Rodríguez Icardo.
Y esto es así, porque como explicó el director general de Aeropuertos de Madrid, el de Cuatro Vientos tiene un problema importante que es que "ha quedado embebido en el PAU de Carabanchel y sólo puede operar de día y en situaciones normales" y por otro lado, el de Torrejón "es una instalación que no pertenece a AENA, sino a Defensa, y donde está de prestado".
Según el acuerdo al que ha llegado la Comunidad de Madrid y el Ministerio de Fomento, AENA abandonará las instalaciones anteriores y la actividad se trasladará al aeropuerto que el Ejecutivo de Aguirre construirá en el suroeste de la región, en los términos municipales de Navalcarnero y El Álamo, con mayor extensión en el primero.
Todavía quedan flecos por cerrar para determinar cómo será este aeródromo, pues como señaló Rodríguez Icardo, en estos momentos se está realizando los estudios de viabilidad, así como el plan director para planificar el aeropuerto, los planes especiales que afectarán al urbanismo de los municipios donde se instalará, así como el estudio de impacto medioambiental. Todo ello estará finalizado para el primer trimestre de 2010. Pero aún es pronto para hablar de la fecha en la que estará finalmente en pleno funcionamiento la nueva instalación.
Asimismo, para evitar que con esta nueva infraestructura pase como con los ya existentes que quedaron en medio de las ciudades y rodeados de viviendas, se baraja la posibilidad de dejar mayores zonas de cautela y de situar la zona industrial en el anillo más cercano a las pistas de forma que el Ejecutivo regional garantizará que los futuros desarrollos residenciales de los municipios afectados estén parapetados y no se vean afectados por el ruido de las operaciones aéreas.
Mª Carmen Cruz Martín

viernes, 23 de octubre de 2009

LA COMUNIDAD DE MADRID RECURRE LA SENTENCIA QUE IMPIDE EL CRECIMIENTO DE "EL MOLAR" BAJO LA HUELLA SONORA DE BARAJAS.

La Comunidad de Madrid y el ayuntamiento de El Molar han recurrido la sentencia dictada por el Tribunal Superior de Justicia de Madrid que impide la construcción de 8.800 viviendas en una zona donde los niveles de ruido superan los límites establecidos por la propia administración regional para el uso residencial.


A pesar de que el Tribunal Superior de Justicia de Madrid impidió hace una semanas continuar los planes de desarrollo de El Molar, las administraciones regional y local junto con la promotora Sociedad Inversiones Inmobiliarias Rústicas y Urbanas formada por Matinsa Fadesa, Reyal y Realia han decidido acudir al tribunal supremo.

El gobierno regional justifica su insistencia en llevar adelante este desarrollo, que supondría cerca de 30.000 nuevos vecinos para El Molar, explicando que la ley de aplicación del ruido es la nacional, menos restrictiva que la madrileña, al estar afectada esta zona por una infraestructura estatal.
Ecologistas en Acción acusa al gobierno de Aguirre de anteponer los intereses económicos y urbanísticos de grandes empresas al bienestar de los ciudadanos y a la defensa medioambiental.
Desde Ecologistas en Acción recuerdan que el terreno donde se pretende llevar adelante este desarrollo limita con la urbanización Ciudad Santo Domingo de Algete, famosa por sus denuncias y problemas con el ruido de los aviones.
Por su parte, el alcalde de El Molar defiende la construcción de las 8.800 viviendas paralizadas por el ruido de los aviones.
Emilio de Frutos, alcalde de El Molar ha recordado que el crecimiento urbanístico del municipio supondrá puestos de trabajo en el sector de la construcción, más viviendas de protección pública para jóvenes y una mejor economía para el municipio. El ayuntamiento junto con la Comunidad de Madrid y los promotores han recurrido ante el Supremo una sentencia que les prohíbe continuar con este desarrollo pues estaría afectado por el ruido de Barajas.

jueves, 22 de octubre de 2009

URBANISMO: EL CASO SINGULAR DE NAVALCARNERO.

La dimisión de Enrique Porto como director de Urbanismo en 2006, por compatibilizar supuestamente el cargo con actividades privadas, fue la gota que colmó la paciencia de la presidenta regional, Esperanza Aguirre. "No es lógico que el Consejo de Gobierno sea el último en enterarse de crecimientos municipales increíbles, como aquellos que pretenden pasar de 1.200 a 40.000 viviendas", comentaba hace dos años en un encuentro con promotores madrileños.

Acudía a ese foro con una ley de medidas urgentes de modernización administrativa para controlar las revisiones urbanísticas de los ayuntamientos, a través del preceptivo y vinculante informe de impacto territorial. De nada sirvieron las innumerables llamadas y visitas de alcaldes y concejales a los despachos de Urbanismo. Todo iba a ser revisado para ajustarse al nuevo marco legal. Desde entonces, sólo siete municipios (Brunete, Ciempozuelos, Móstoles, El Álamo, Alcobendas, Navalcarnero y Meco) han logrado aprobar sus planes generales, con una rebaja considerable en las viviendas previstas. Eso sí, con una rebaja considerable en el número de viviendas previstas inicialmente.
Se encontraban y se encuentran en marcha cerca de 80 planes en otros tantos municipios, casi la mitad de los 179 existentes en la región. Todos se han modificado o revisado. En conjunto preveían recalificar 500 millones de metros cuadrados -el 6,25% del total de la región, casi la misma superficie del municipio de Madrid-, para construir un mínimo de 350.000 viviendas.
En febrero de 2009, Brunete fue el primer ayuntamiento en aprobar su plan general. Hasta cuatro veces se lo devolvió el Gobierno regional entre 1986 y 2006. La propia presidenta se negaba a aprobarlo a pesar de contar con el visto bueno de la Comisión de Urbanismo. Quedaba poco tiempo para las elecciones autonómicas de 2007 y uno de los planes parciales (Sector El Olivar) había sido redactado por la empresa de Porto.
A pesar de que el Ayuntamiento, presidido por el popular Félix Gavilanes, intentó tensar la cuerda y llegó a a enviar el plan general para su publicación en el Boletín Oficial de la Comunidad de Madrid, el pulso lo tenía perdido. Tuvo que dar marcha atrás y aceptar las condiciones de la nueva realidad.


Menos edificabilidad
El plan de Brunete se aprobó con una reducción del 33% de la edificabilidad. Similar fue el caso de Ciempozuelos. Su plan contaba con todos los beneplácitos (PP, PSOE y la Comisión de Urbanismo), pero Aguirre consideró que no era el momento más oportuno. Dos semanas antes había dimitido Porto, y hacía sólo dos días que había estallado el escándalo que supuso el ingreso en prisión del alcalde. El nuevo plan redujo las 14.000 viviendas previstas a 8.000.
En El Álamo, municipio donde la Comunidad prevé un aeropuerto privado, se produjo un recorte del 22% en la última fase de tramitación. No en la superficie recalificada (334 hectáreas), sino en las viviendas: las 2.650 previstas se quedaron en 2.037.
Móstoles, con cerca de 15.000 viviendas en construcción o ya proyectadas y las 13.500 más que el Gobierno regional permitirá levantar, dispone de terreno liberado para alcanzar los 300.000 habitantes (tiene 210.000). En este caso, el proyecto de plan retiró tres millones de metros cuadrados de suelo sectorizados urbanizables. Sólo quedaron bajo esta clasificación los destinados a la plataforma logística Puerta del Atlántico, donde Comunidad y Ayuntamiento se han comprometido a aportar la cuarta parte de los 600 millones de inversión prevista.
El caso de Navalcarnero es singular. En 2005 -cuando no se habían terminado de desarrollar los 7,5 millones de metros recalificados tres años antes-, el Ayuntamiento pidió 35 millones de metros más para construir otras 36.000 viviendas. La petición sorprendió. Al final, el Gobierno regional aprobó el pasado 9 de julio bastantes de las pretensiones municipales. Se ha autorizado la recalificación de 24 millones de metros cuadrados con un solo sector residencial (el S. 15) ante las fuertes presiones derivadas de la venta de suelo que el Ayuntamiento había realizado en 2006 a Vallehermoso. En juego estaban los 185 millones de euros que la inmobiliaria se comprometió a pagar al Ayuntamiento si salía adelante una recalificación de 1,4 millones de metros para 5.165 viviendas.
Impacto territorial
Parla ha sido uno de los primeros municipios a los que se aplicó el Informe de Impacto Territorial, cuando el Ayuntamiento lo presidía Tomás Gómez, actual secretario de los socialistas madrileños.
El Gobierno regional instó al municipio a construir un máximo de 8.000 viviendas, en lugar de las 13.724 previstas inicialmente en el avance, e impedía la recalificación de terrenos limítrofes con otros municipios "para mantener franjas de protección ambiental y de infraestructuras".
Exigía también un estudio de movilidad que garantice una mínima afección sobre la red viaria y otro de índole arqueológica para valorar la incidencia sobre los bienes patrimoniales.
Desde junio pasado se han emitido informes de impacto territorial sobre los planes de Alpedrete, Valdemorillo y Tielmes, la sectorización de dos ámbitos en Alcalá de Henares, de otros dos en Villanueva de la Cañada y el correspondiente a la segunda fase del parque empresarial La Carpetania, en Getafe.
Los alcaldes no parecen sentirse a disgusto con este trámite, a pesar de sus exigencias. El alcalde de Tielmes, Miguel López del Pozo, lo considera "un paso de gigante para desatascar un plan en el que llevamos ocho años trabajando. La Comunidad nos marca las líneas a seguir y nos dice lo que podemos hacer o no".

"ZONAS DE CAUTELA" ALREDEDOR DEL AEROPUERTO DEL SUROESTE.

Comunidad situará "zonas de cautela" alrededor del Aeropuerto del Sureste para que no se puedan construir viviendas.

MADRID, 21 Oct. (EUROPA PRESS) -
El director general de Aeropuertos de Madrid, Antonio Rodríguez, aseguró hoy que se están buscando fórmulas para asegurar "zonas de cautela" alrededor del futuro Aeródromo del Sureste, más allá de las aledañas al solar dedicado a estas instalaciones, con el objetivo de no construir viviendas en dichas zonas y garantizar a los vecinos las mínimas molestias posibles.
Durante las I Jornadas de Transporte de la Comunidad de Madrid, organizadas por Madridiario, el director general de Aeropuertos Madrid S.A. se refirió así a estas zonas de cautela, situadas en el área de influencia del aeropuerto, donde se verán afectados dos municipios madrileños: El Álamo y Navalcarnero.
De hecho, ya se han estudiado los planes de ordenación territorial de ambas localidades y, de acuerdo con los consistorios, el Ejecutivo autonómico garantizará que los futuros desarrollos residenciales estén parapetados y separados del aeródromo por zonas industriales, siguiendo así también con lo planteado en dichos planes.
"Estamos trabajando en los planes de ordenación urbana de los dos municipios, y no preocupa el desarrollo industrial pero sí el residencial", indicó Rodríguez, quien señaló que, por ello, se están buscando fórmulas para dejar estas zonas de cautela "más allá de las zonas aledañas" al aeropuerto, que maneja unas dimensiones aproximadas de 250 hectáreas.
Según recordó, el futuro aeropuerto vendrá a acoger las actividades que en estos momentos realiza el ubicado en Cuatro Vientos, dedicado a la aviación general y que en 2008 tuvo un 25 por ciento menos de movimientos (pasando a 50.507 frente a los 68.018 de 2007) y el de Torrejón de Ardoz, con 16.800 operaciones en el último año.
Partiendo de la base de que el aeropuerto tiene que formar parte de un sistema aeroportuario en la Comunidad como "elemento de vertebración", sus instalaciones acogerán aviación general y de negocios, escuelas de vuelo, aviación deportiva y recreativa y en ningún caso "vuelos comerciales o de carga".
Rodríguez no se quiso arriesgarse a la hora de decir una fecha para la puesta en marcha del aeródromo, si bien explicó que en el pasado mes de septiembre comenzaron a estudiar los posibles proyectos que a principios del año que viene tendrán que definir los modelos de gestión. "No va a ser un modelo de gestión puro y duro de hacer nosotros los proyectos constructivos, sino que vamos a ir a un modelo concesional, y será el concesionario quien se encargue de ello", apuntó.
Por ello, todavía se desconoce si el aeropuerto tendrá una o varias pistas, aunque al director de Aeropuertos de Madrid le "asusta" pensar en una pista con 100.000 operaciones, por lo que abogará por dos campos, uno más largo y otro más corto, para las distintas áreas de negocio, aunque insistió en que se están estudiando "todas las posibilidades".

jueves, 1 de octubre de 2009

ESPERANZA AGUIRRE INTERESADA EN LOS TERRENOS DE HERCESA.

Redacción 01/10/2009

Pese a la oposición vecinal, sigue adelante el proyecto del primer aeropuerto privado de Madrid, en Navalcarnero. A Hercesa le podrían compensar con suelo para un polígono industrial.

Los terrenos en los que se desarrollará el aeródromo son en gran parte propiedad de Hercesa, lo que estaría complicando la licitación del proyecto. Ya está en marcha la redacción de los planes especiales y el diseño de las condiciones para las bases de licitación.
Hercesa compromó por unos 15 millones de euros, para uso residencial, estos terrenos que ahora podrían ser expropiados o, en el mejor de los supuestos, permutados.El asunto se ha reanimado públicamente en los últimos días, con el seguimiento de la información porte del diario económico Cinco Días, entre otros, al tiempo que desde la inmobiliaria alcarreña se optado por mantener la discreción más absoluta. La Comunidad de Madrid está siendo la impulsora, a pesar del carácter teóricamente privado de la iniciativa.La inversión prevista oscilará en torno a los 200 millones de euros, una quinta parte de lo que requirió, por ejemplo, el polémico aeropuerto de Ciudad Real.La empresa que promueve el proyecto es "Aeropuertos de Madrid".

Fuentes de la Comunidad de Madrid aseguraron que es prematuro anticipar cuales serán las bases sobre las que se convocará la licitación para la construcción y explotación del aeropuerto. Señalaron que los intereses de Hercesa serán tenidos en cuenta, pero que el proyecto se adjudicará en un "euroconcurso a la mejor oferta según las bases que se hagan públicas". No parece, con todo, que los responsables políticos estén dispuestos a permitir urbanizaciones próximas al aeropuerto habida cuenta las que jas de los vecinos actuales y las muy reiteradas protestas de los afectados por Barajas, origen de litigios inacabables.

martes, 29 de septiembre de 2009

INVERSIONES DE AENA PARA MEJORAR LA SEGURIDAD.

EUROPA PRESS. MADRID
El presidente de Aeropuertos Españoles y Navegación Aérea (AENA), Juan Ignacio Ledesma, afirmó hoy que el Gobierno invertirá 230 millones de euros durante los próximos cuatro años para implantar mejoras en la seguridad de los 47 aeródromos que conforman la red, y recordó que desde 2004 ya se han destinado 200 millones de euros a esta materia.
Parte de este presupuesto se dedicará a la adecuación de los aeropuertos, a la que obliga el Real Decreto 862/2009, aprobado el 14 de mayo, y que establece los criterios para la certificación de toda la red hasta 2016. Al respecto, Ledesma confió en que esta adecuación pueda completarse en tres años.Ledesma anunció que el aeropuerto de Ibiza será el primero en someterse al proceso de certificación en un programa piloto, al que seguirán los aeropuertos de Palma de Mallorca, Madrid y Barcelona-El Prat.
El responsable de AENA, que intervino en el I Encuentro sobre Seguridad Operacional Aeroportuaria organizado por Unidad Editorial, aseguró que la seguridad es "un dogma" dentro del transporte aéreo y la "principal preocupación" para el gestor.No obstante, admitió que dada la complejidad de las operaciones aéreas y la propia evolución del mercado, en constante cambio, obliga a realizar nuevas actuaciones para adecuar la normativa, que "como todo es mejorable".
"El objetivo es mantener los máximos niveles de seguridad en cada momento, pero la normativa cambia por lo que se trata de mejorarla para adaptarla a las nuevas necesidades", explicó Ledesma.
Así, señaló que lamentablemente los accidentes aéreos son "una fuente de enseñanza".A pesar de ello, Ledesma defendió la seguridad de los aeropuertos españoles que es "la máxima" y recordó que en España se produce un incidente de cada 4.774 operaciones, mientras que en la UE la media es un accidente por cada 2.625 movimientos, según datos de Eurostat.
En esta línea, aseguró que AENA "no regateará" en esfuerzos para la formación del personal vinculado a las operaciones aéreas, además de la implantación de las mejoras necesarias en los sistemas de seguridad operacional.Ante casos como el aeródromo de Cuatro Vientos (Madrid), el aeropuerto de Sabadell o el de Palma y La Gomera donde el cumplimiento de estos criterios plantea problemas específicos por su ubicación señaló que se trabajará por "mantener los niveles máximos dentro de sus condiciones".
Concretamente, sobre el nuevo aeródromo de El Álamo confirmó que el Gobierno de la Comunidad de Madrid ya ha sacado a concurso la elaboración de los proyectos y que el proyecto "avanza".
"Se trata de transmitir con transparencia a los organismos correspondientes y a las compañías aéreas las limitaciones de cada aeropuerto sin que éstas representen una disminución de la seguridad con una normativa rigurosa, tanto en infraestructuras, como en operaciones y formación, que garantice que los niveles son los mismos", aclaró.COMITÉS DE RUTAS.
Por otro lado, el presidente de AENA se refirió a la creación de los Comités de Rutas para coordinar los esfuerzos de las distintas instituciones y atraer nuevas conexiones en los aeropuertos de Barcelona-El Prat y en los tres aeródromos gallegos, iniciativa que calificó de "éxito" dado el interés suscitado."
Se trata de que cada institución que participe aporte ventajas competitivas para hacer los aeropuertos más atractivos, tanto desde el punto de vista turístico como comercial poniendo en valor la economía de cada región", explicó.Así, informó de que AENA está en conversaciones con las autoridades de Baleares, Canarias, Comunidad Valenciana y Aragón que ya han solicitado la creación de los correspondientes comités.

HERCESA COMPLICA EL DESARROLLO DEL AEROPUERTO DEL SUROESTE.

La construcción del aeródromo del suroeste parte de un presupuesto de 200 millones La propiedad de la inmobiliaria Hercesa sobre buena parte de los terrenos de El Álamo donde la Comunidad de Madrid prevé construir un aeropuerto privado complica su licitación. Empresas interesadas en el concurso creen que si se compensa a Hercesa con el desarrollo de un polígono industrial en la zona, el proyecto aeroportuario no será rentable.
La redacción de los planes especiales y el diseño de las condiciones para la redacción de las bases de la licitación del primer aeródromo privado de Madrid (denominado del suroeste) entre los municipios de El Álamo y Navalcarnero, se ha puesto en marcha. Fuentes interesadas en el proceso han asegurado a CincoDías que se trabaja sobre un proyecto cuyo presupuesto oscilará en torno a los 200 millones de euros, lejos de los 1.100 del aeropuerto de Ciudad Real, pero superior a los 100 millones que barajaban algunos estudios del sector.
El concurso será convocado en el primer trimestre de 2010, y el ganador se adjudicará tanto la construcción como la explotación del aeropuerto durante más de diez años. Por esta razón los consorcios ofertantes integrarán a constructoras y a operadores aeroportuarios. A diferencia de los otros aeropuertos nacionales que son sólo privados, en el de Madrid el Gobierno regional que preside Esperanza Aguirre quiere tener algún tipo de participación accionarial, que todavía no está definida.
A pesar de lo preliminar de la redacción de las bases de licitación, la empresa que promueve el proyecto, Aeropuertos de Madrid, ya ha tenido que enfrentarse a un problema de calado, según explican las fuentes citadas. Buena parte de los terrenos en los que el gobierno de Esperanza Aguirre piensa ubicar el aeropuerto, a unos 70 kilómetros al suroeste de Madrid, fueron comprados en su día por la inmobiliaria Hercesa por unos 15 millones. Su intención era promover un gran proyecto inmobiliario. El proceso de expropiación imprescindible para construir el aeropuerto, desbarata este proyecto.
Compensación
La inmobiliaria y Aeropuertos de Madrid podrían haber negociado para resolver sus diferencias por la vía de la compensación. Hercesa recibiría unos terrenos contiguos al aeropuerto para promover un polígono industrial. Las fuentes empresariales interesadas en el concurso dijeron que la negociación entre la comunidad y la inmobiliaria han dado sus frutos. Advirtieron que en un proyecto de estas características la promoción de proyectos residenciales o de desarrollo industrial en los alrededores del campo de vuelo "son claves para conseguir su rentabilidad".
Fuentes de la Comunidad de Madrid aseguraron que es prematuro anticipar cuales serán las bases sobre las que se convocará la licitación para la construcción y explotación del aeropuerto. Señalaron que los intereses de Hercesa serán tenidos en cuenta, pero que el proyecto se adjudicará en un "euroconcurso a la mejor oferta según las bases que se hagan públicas".
Reconocieron que la Comunidad de Madrid no desea que en los alrededores del nuevo aeropuerto se multiplique la construcción residencial para evitar que luego se planteen reivindicaciones provocadas por la contaminación acústica inevitable en la aviación comercial. El Gobierno regional apuesta por el desarrollo industrial de la zona.
Consultada la opinión de Hercesa, fuentes de la inmobiliaria no se pronunciaron sobre el asunto.
En el proyecto de licitación del nuevo aeródromo madrileño se prevé la construcción de una pista principal para vuelos de negocio, pero es posible que se contemple una segunda más corta para la aviación ligera. Las fuentes empresariales citadas señalaron que se trabaja con la idea de que la torre de control y el edificio terminal tengan un carácter emblemático, por los que es posible que su diseño se le encargue a algún arquitecto de prestigio.
Los planes ambientales y de ordenación urbanística serán previos y estarán terminados en diciembre para ser sometidos a alegaciones.
Antonio Ruiz del Árbol - Madrid - 28/09/2009

lunes, 21 de septiembre de 2009

¿QUÉ RUIDO HACEN LOS AVIONES SOBRE NUESTROS HOGARES?

Aeropuertos Españoles de Navegación Aérea (AENA) pondrá en marcha una web pública que permitirá realizar un seguimiento de las trayectorias de las aeronaves y el nivel de ruido que emiten, tal y como anunció hoy a la Asociación Nacional de Afectados por el Impacto del Tráfico Aéreo (ANAITA) en el marco de la primera reunión de la mesa de trabajo para minimizar el impacto sobre los ciudadanos.



Ep - Madrid - 18/09/2009

La web, similar a la que disponen otros aeropuertos como el de Sydney (Australia), comenzará a implantarse en Madrid-Barajas y se irá desarrollando paulatinamente en otros aeropuertos de la red, informó AENA.
Así, se lo comunicaron representantes de AENA a los miembros de la Asociación en el primer encuentro de la mesa de diálogo constituida el pasado mes de agosto por el gestor y la Asociación, en línea con la petición de los vecinos de disponer de "una mayor y mejor información".
En dicho encuentro, se analizaron los aspectos relacionados con el contenido de la información de carácter medioambiental disponible en la actualidad.
La constitución de esta mesa de trabajo responde al compromiso adquirido el pasado 27 de agosto por el presidente de AENA, Juan Lema, con dicha asociación como vía de "diálogo abierto e incondicional" siempre que las posibles actuaciones no supongan alteración de la operatividad y de la seguridad aeroportuaria.
La reunión estuvo presidida por el director de Medio Ambiente de AENA, José Manuel Hesse, y por el presidente de la Asociación, y asistieron representantes de los vecinos afectados del entorno del aeropuerto de Madrid-Barajas, Pedro Pérez, del aeropuerto de Barcelona- El Prat, Josep Velasco, y del aeropuerto de Zaragoza, Rosa Burgos.

La Asociación entregó a AENA un "documento exhaustivo" de siete páginas con la información que cree "necesaria" para que "los ciudadanos puedan desde el primer momento, ante una infraestructura aeroportuaria nueva o un cambio de rutas, realizar alegaciones o defenderse".
De esta forma, los vecinos podrán comprobar el nivel de afección acústica en las zonas próximas a los aeropuertos antes de decidir establecer su residencia. En su solicitud, ANAITA incluye la necesidad de tener acceso a los planes directores de los aeródromos, así como a las rutas establecidas y su nivel de afección.
En declaraciones a Europa Press, el presidente de ANAITA, Luis Ramírez, destacó el tono "cordial" del primer encuentro y calificó el anuncio de un "paso muy importante" para la "transparencia" de la información, en cuanto a que permitirá a los ciudadanos acceder a la planificación, el diseño y las operaciones futuras y actuales de las infraestructuras aeroportuarias.
AENA podría sacar el proyecto a concurso en el plazo de un mes, una vez que se haya definido los requisitos y la información que debe mostrar la web, según explicó Ramírez.
Ambas partes, acordaron presentar una propuesta para establecer un calendario definitivo sobre las próximas reuniones de la mesa de diálogo.
"Un avance significativo"
Ramírez confió en que dicha vía de diálogo suponga "un avance significativo para resolver tanto los problemas actuales en zonas donde el impacto del ruido es muy grave como en Barcelona-El Prat; en Zaragoza, fundamentalmente por los aviones militares; Alicante, donde la afección en zonas habitadas es muy grave, y fundamentalmente en Madrid-Barajas".
La Asociación nació hace un año con la vocación de paliar las molestias que sufren los afectados por el impacto acústico del tráfico aéreo para tratar de buscar un modelo de relación entre vecinos y organismos aeronáuticos alrededor del desarrollo de las infraestructuras aeroportuarias.
Con este objetivo, ha mantenido encuentros con partidos políticos e instituciones como el Defensor del Pueblo con el objetivo de ser reconocida de manera oficial.
En este sentido, la asociación de afectados ha realizado jornadas de concienciación en varias ciudades, ha asesorado en las alegaciones a los mapas estratégicos del ruido en los aeropuertos de Madrid-Barajas, La Coruña, Barcelona-El Prat y Zaragoza y mantiene una vía abierta con afectados de otros aeropuertos como Murcia, Málaga y Valencia, así como con futuros afectados como los del próximo aeródromo de El Álamo-Navalcarnero (Madrid).

domingo, 6 de septiembre de 2009

FOMENTO ASEGURA NO TENER NINGUNA SOLICITUD DE CONSTRUCCIÓN DEL AEROPUERTO DE NAVALCARNERO - EL ÁLAMO


ADJUDICADAS LAS OBRAS DEL AERÓDROMO DEL SUROESTE.

MADRID, 13 (EUROPA PRESS)
La UTE formada por Ghesa Ingeniería y Tecnología, S.A.-Cemosa Ingeniería y Control S.A. y Oriol Arquitectura, S.L. ha resultado ganadora del concurso de adjudicación para la redacción y ejecución del proyecto del nuevo aeródromo del Suroeste por valor de 1,18 millones de euros, según publicó ayer el Boletín Oficial de la Comunidad de Madrid (BOCM).
La Consejería de Transportes e Infraestructuras resolvió el pasado 24 de julio el contrato de servicios denominado 'Fase I de puesta en marcha del aeródromo del Suroeste de la Comunidad de Madrid', en la zona de El Alamo y Navalcarnero.
Así, la UTE ganadora del mismo deberá elaborar los trabajos previos necesarios para la posterior redacción del proyecto constructivo y ejecución de las obras del aeródromo del Suroeste.
El concurso se ha tramitado de forma ordinaria por procedimiento abierto con un presupuesto base de licitación de 1,74 millones de euros. Sin embargo, finalmente Ghesa-Cemosa y Oriol Arquitectura han ganado el contrato por un importe total de adjudicación de 1,18 millones de euros. ALIVIAR A BARAJAS
El pasado mes de noviembre, el Gobierno regional anunció la construcción de un nuevo aeropuerto en una parcela de 230 hectáreas entre los municipios de El Alamo y Navalcarnero, destinado fundamentalmente a la aviación de negocios, y previó su puesta en marcha en el año 2016, coincidiendo con una hipotética celebración de Juegos Olímpicos en la capital.
En concreto, la propuesta del Ejecutivo autonómico es que el aeródromo cuente con una pista de dos kilómetros de longitud con capacidad para el desarrollo de una segunda pista para independizar el tráfico de vuelos de negocios.
El nuevo aeródromo del Suroeste absorberá la actividad del aeropuerto de Cuatro Vientos, que actualmente realiza 65.000 operaciones anules, así como las actividades de aviación de negocios que se ejecutan en el aeropuerto de Torrejón de Ardoz. Además, acogerá fundamentalmente los tráficos de escuelas de vuelo, aviación de negocios, vuelos deportivos y trabajos aéreos como agroforestales, extinción de incendios, vigilancia y medios de comunicación.
Este aeropuerto también podría asumir la actividad del aeródromo de Casarrubios en el caso de que sus responsables no quieran seguir operando desde él en el momento en que se ponga en funcionamiento el del Suroeste.
Para los accesos, el objetivo es construir, en una primera fase, una variante exterior de la M-600 cuyo trazado continuará con la duplicación de la M-404, mientras que en una segunda fase se contempla la posibilidad de una vía de acceso que conecte el aeródromo con la A-5 y la R-5, así como la prolongación de la futura línea de Cercanías de Móstoles-Navalcarnero.
Para el impulso de este proyecto, así como del de construcción de otro aeródromo en Campo Real, la Administración regional creó la empresa pública Aeropuertos de Madrid S.A., dependiente de la Consejería de Transportes, cuya función básica es la participación en la gestión de los nuevos aeropuertos y en aquellas infraestructuras aeroportuarias de titularidad estatal.

ADJUDICACIÓN DEFINITIVA DEL CONTRATO DE SERVICIOS. AEROPUERTO NAVALCARNERO - EL ÁLAMO


domingo, 9 de agosto de 2009

SEIS MESES PARA EL PROYECTO DEL AEROPUERTO DEL ÁLAMO - NAVALCARNERO

El Gobierno regional tendrá a mediados de febrero del próximo año 2010 el diseño del nuevo Aeródromo del Suroeste, que se situará entre El Álamo y Navalcarnero, después de que haya adjudicado de forma definitiva la elaboración de estudios técnicos previos a su construcción, según informaron fuentes de la Consejería de Transportes e Infraestructuras de la Comunidad.
El contrato ha sido adjudicado al conjunto de empresas Ute Ghesa Ingeniería y Tecnología, S.A.; Cemosa, Ingeniería y Control, S.A; y Oriol Arquitectura, S.L; por un importe de 1,18 millones de euros, y tendrá seis meses y medio desde el 1 de septiembre para la elaboración de todos los trabajos previos necesarios para la redacción del proyecto constructivo y ejecución de las obras del Aeródromo del Suroeste.

Los pliegos adjudicados tienen por objeto la elaboración de los estudios y proyectos técnicos de fase I, es decir, previos a la redacción del proyecto constructivo del Aeródromo del Suroeste, "imprescindibles para su correcta planificación y tramitación", indicaron las mismas fuentes.
Entre los trabajos que tendrán que elaborar ahora destaca el Estudio de Viabilidad, que consiste en la evaluación técnica de emplazamientos para la ubicación del aeródromo, identificando la mejor alternativa en función de los análisis realizados. La parcela que hay proyectada para el desarrollo del aeródromo está situada entre la M-404 y la R-5.
Delimitación de la zona.

También llevarán a cabo el Plan Director, un estudio detallado de la delimitación de la zona de servicio del aeródromo y de las actividades previstas en sus diferentes áreas, así como de las infraestructuras necesarias para garantizar su accesibilidad, analizando, igualmente la incidencia del aeródromo en el ámbito territorial.

Otro de los pasos es la elaboración del Plan Especial, ya que conforme a la Ley 9/2001, de 17 de julio, del Suelo de la Comunidad de Madrid, hay que preparar toda la documentación necesaria relativa a la ordenación urbanística establecida y su adecuación al planeamiento general.

En estos seis meses, las empresas también tendrán que ponerse manos a la obra con los trámites ambientales (el estudio de Impacto Ambiental)-objeto de protesta de algunos vecinos de la zona-, además del Proyecto Básico, para determinar la configuración del campo de vuelos, así como de la urbanización y accesos al aeródromo, y diseño funcional de las edificaciones (terminal, torre de control, central eléctrica, entre otras cosas).

Vuelos privados.

Asimismo, se procederá al Estudio geológico-geotécnico completo para el diseño y dimensionamiento previos de las obras, con el fin de tener todo preparado a principios del año que viene y en el segundo semestre poder comenzar las obras de esta nueva infraestructura que será utilizada exclusivamente por vuelos de negocio y escuelas de vuelo, lo que permitirá el desmantelamiento de las instalaciones de Cuatro Vientos, una demanda histórica de los vecinos de Carabanchel.

Además, este nuevo aeropuerto permitirá acabar con los problemas de la aviación de negocios que no pueden seguir operando desde la base de Torrejón de Ardoz.
Se tratará por tanto de un aeródromo que no será comercial y acogerá fundamentalmente, tráfico de escuelas de vuelo, aviación de negocios, vuelos deportivos, trabajos aéreos (agroforestales y agrícolas, fotografía aérea, pequeño transporte de carga, extinción de incendios, emergencias, o vigilancia).
02-08-2009 - MDO/EP - Fotografías: Juan Luis Jaén