lunes, 20 de abril de 2009

LA PLATAFORMA "NO AL AEROPUERTO" ESTUIDIA ORGANIZAR UNA MANIFESTACIÓN COMO PROTESTA.

i.g.villota / toledo
La plataforma opuesta a la construcción del ‘Aeropuerto del Suroeste’ celebró ayer una reunión en la que no se cerró ninguna «medida concreta» que adoptar, pero en la que reconocieron que sólo una «gran movilización» puede paralizar la construcción del aeropuerto, por lo que actualmente se encuentran estudiando la posibilidad de organizar una «manifestación» protesta, entre otras muchas posibilidades.Así lo plantearon tanto la portavoz del colectivo, Marga Mora, como el representante de la localidad toledana de Casarrubios del Monte, Urbano Calvo.Y es que, la reciente reunión entre el nuevo ministro de Fomento, José Blanco, y la presidenta de la Comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre, en la que el primero mostró su apoyo a la construcción de la infraestructura, no supuso una «sorpresa» para los miembros de la plataforma, pero sí les va a servir para solicitar «toda la información pertinente acerca de un proyecto que ahora no pueden negar que exista».Y es que, tal como planteaba Urbano Calvo, «ya no nos pueden negar que el proyecto está sobre la mesa, lo que tenían oculto ha acabado saliendo y ahora no nos pueden ocultar la información que les pedimos», aseguraba.No en vano, Calvo dice que la plataforma «no se opone al aeropuerto porque sí. De hecho, lo que estamos planteando es que nos den la información necesaria sobre el proyecto y a partir de ese momento empezar a trasladar las noticias de nuevo a la gente».
De la misma forma, Mora asegura que la reunión de ayer tuvo un carácter fundamentalmente informativo, en la que surgieron miles de ideas, entre ellas realizar carteles, dípticos informativos para buzoneo, propaganda... además de diferentes campañas que sirvan para sensibilizar a los vecinos afectados y para informar de la situación que se plantea.
En cualquier caso, saben que necesitan una medida de «mayor peso» que les sirva para «hacer presión». Una medida que intentarán concretar en la próxima reunión del colectivo, que esperan celebrar antes de que finalice el presente mes, acto previo a la celebración de una asamblea informativa que no creen que pueda ponerse en marcha antes del próximo verano.De igual forma, plantearon que se van a unir a otras asociaciones y plataformas, como la de Getafe. y que estará presentes «en todas las medidas de presión» que estas organizaciones deseen plantear.
También mantienen la idea de solicitar una reunión con el ministro de Fomento para que se replantee su postura y retire el apoyo a esta obra por construirse en una zona poblada y porque su gestión será privada. Además, le recordarán el impacto acústico que provocará en una zona tan poblada e insistirle en el carácter ‘elitista’ del proyecto.
La Tribuna de Toledo.